Métricas de Email Marketing

Métricas de email marketing: cómo medir una campaña

De nada sirve realizar campañas de email marketing si no medimos los resultados después. En este post, te traigo cuáles son las principales métricas de email marketing para que puedas realmente detectar si tus campañas están en buen camino o no.

Indicadores en la gestión de las listas

  • Suscriptores de la lista (y crecimiento de ellos por día, semana o mes)

Lo importante es que el crecimiento de la lista sea continua, para validar la efectividad de la estrategia. Sin embargo, se pueden establecer a su vez, expectativas de cuánto en porcentaje se espera que crezca la lista de forma diaria, semanal o mensual.

  • Total de bajas

Este es uno de los indicadores más importantes, porque indica cuántas personas de las que se suscribieron a tu lista, encuentran el contenido poco interesante o que no aporta valor a lo que estaban esperando. Si el porcentaje de baja lo requiere, se debe revisar la calidad y cantidad del contenido para reevaluar si se deben hacer modificaciones.

  • Ubicación geográfica de esos suscriptores

Ayuda en general a establecer estrategias de publicidad segmentadas posteriormente.

  • Cuántos de esos suscriptores están activos e inactivos (%)

Los porcentajes de actividad se miden en los últimos seis meses con respecto a los emails enviados, los clicks a enlaces o respuestas al mail.

Si hay un porcentaje muy alto de suscriptores inactivos, se puede establecer una estrategia de reenganche para los mismos. De esa forma, podrán tener la oportunidad de volver a convertirse en activos.

Indicadores de las campañas

  • Tasa de apertura: ¿cuántos suscriptores abrieron ese mail?

Según mi propia experiencia, la mayoría de los mails se encuentran cerca del 20% para que esté dentro de los rangos promedio. Según Inbound Emotion, el promedio se halla entre 15% y 35%.

  • Tasa de clicks: ¿cuántos suscriptores hicieron click a tu contenido?

El promedio está cerca del 3%. Inclusive una tasa superior a ese número, es una muy buena tasa.

  • Tasa de rebote: ¿cuántos correos fueron rebotados?

Esto puede tener dos tipos de rebote: blando y duro. El soft bounce se da cuando por ejemplo, la casilla de correo está llena, o hay algún error de envío que no imposibilita el envio de mails a futuro. En cambio, el hard bounce se da cuando la dirección no existe, o se ha desuscripto de la lista, o hay algún impedimento que no permita que se envíen los mails a esa casilla.

  • Bajas: ¿cuántas personas se dieron de baja luego de recibir el mail?

Indicadores de objetivos del mail

Obviamente, también tenemos que medir las métricas de email marketing de acuerdo a los objetivos planteados:

  • Cuántos leads se han obtenido desde que se ha enviado la campaña
  • Visitas que se han derivado a la página web
  • Veces que se ha descargado el material
  • Cuántas ventas se han generado a partir del mail

No sirve de nada gestionar sin medir

Las métricas de email marketing son fundamentales para conocer qué tanto están funcionando nuestras campañas. Tenemos que estar atentos a ellas (no obsesionarnos) para permitirnos modificar el rumbo en el caso de que no estemos llegando a nuestros suscriptores de la mejor manera.

Si querés conocer más sobre cómo crear una campaña de email marketing desde cero, te recomendamos que revises nuestro artículo de febrero y hagas click aquí.

Dejá un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

WhatsApp chat